Archive for diciembre, 2008

La Cita del Día #5

viernes 26 de diciembre, 2008

Del Proyecto de Ley propuesto (técnicamente) por siete Honorables Diputados de la República:

Que, en tal sentido, propendemos sanciones innovadoras para combatir la piratería en la red, iniciando así una reeducación del internauta y colaborando con la incorporación del reproche cultural de la descarga de contenidos ilegales desde la red.

Las palabras me fallan. Parece que llegó la hora de releer 1984.

Minimalismo (y una noticia)

martes 23 de diciembre, 2008

Mi primera cámara fotográfica fue una Zenit SLR.  La cámara tenía un solo lente de 50mm, lo que obligaba a un principiante como yo a pensar cuidadosamente en la composición de la fotografía.

Esa cámara desapareció hace mucho tiempo. Desde ese tiempo me cambié a Nikon, y finalmente me compré una cámara digital. Y acumulé lentes, filtros, impresoras y aplicaciones para administrar la colección de fotos. No echo de menos el tener que transportar docenas de rollos de películas, o el tener que gastar plata y tiempo revelándolos.

Sin embargo, el año pasado me di cuenta de que estaba tomando la cámara cada vez menos. Y que el acumular tanta parafernalia no me había hecho un mejor fotógrafo, si no solo un fotógrafo… con más parafernalia. Así que hice el pequeño experimento de usar exclusivamente un lente de 50 mm. El resultado fue notable. Ese minimalismo me hizo recordar lo notable que puede ser una buena foto. O, como dijo por ahí mi fotógrafo favorito, Henri-Cartier Bresson:

La foto en sí no me interesa. Solo quiero capturar una minúscula parte de la realidad.

Y esto me trae al verdadero tema de este artículo, que es el rediseño del blog. Después del «incidente«, el trabajo me ha mantenido muy ocupado, y no había podido atacar el ponerle una nueva cara a este espacio. Pero acá esta, finalmente.

Y así como le puse es lente primario a la cámara para concentrarme en lo esencial, el diseño acá queda libre de categorías, de barras laterales, de listas de blogs favoritos, y un largo et cétera. Queda, eso sí, un Archivo con cada artículo publicado acá, y la obligada sección sobre el autor, que tengo que re-escribir.

Por supuesto, espero encontrar (¡con la ayuda de ustedes!) problemas con el nuevo diseño que requerirán ajustes y cambios, así que como es la costumbre por acá, se aceptan comentarios y críticas. Por interno, si usted es tímido.

Y ya que estoy mencionando temas relacionados con este blog, vale la pena mencionar que el reinicio de transmisiones de este blog a principios de Enero vendrá con un cambio importante para mí: después de varios años de estudio y trabajo en EEUU, me regreso a Chile, con el gentil auspicio de la Universidad de Concepción, a la cuál me incorporaré como académico con la llegada del 2009, y donde estaré enseñando los misterios del Océano y el Clima.

Saludos, y nos vemos pronto.

Tres Años, y Contando…

sábado 06 de diciembre, 2008

Se me escapó por un día este evento, pero más vale tarde que nunca. Este blog cumplió 3 años de vida el día de ayer.

El artículo de Merlin Mann me recordó, de nuevo, lo difícil que es escribir un blog en forma consistente. A veces, creo, olvidamos que un buen blog1 no es nada más ni menos que un trabajo creativo, y que requiere trabajo. Mucho trabajo. Y no conozco a ningún autor que haya estado en este negocio por algún tiempo que no haya sufrido al menos una crisis de alergia a su propia creación, o una sequía total de ideas, o una mezcla de ambas.

Quizás la lección más importante que he aprendido en estos años (Este no fue mi primer intento a escribir un blog) es tenerme paciencia, y cuando uno de esos momentos de sequía creativa llegan, la clave es darle tiempo al tiempo y esperar que las ganas de escribir vuelvan.

Encontrar una voz propia en la cola larga de la criollósfera es un proceso sorprendentemente largo y entretenido. Y aunque no me corresponde juzgar el resultado de esa búsqueda, al menos puedo decir que no ha terminado, y que tengo todas las ganas de seguir escribiendo por estos lados. Debe ser que un par de años en Internet se sienten como una eternidad, pero incluso los pocos años que este sitio ha estado vivo me recuerdan de toda el agua que ha pasado bajo el puente. Y más importante, de todos los lectores que se han pasado por acá a dejar sus impresiones y enriquecer la discusión. Y mejor aún, a los amigos que conocí gracias a este sitio y con quienes comparto lo bueno, lo malo y lo feo de la red a través de email o, cuando se puede, compartiendo unas cervezas. Ustedes saben quienes son.

A todos ustedes: ¡Gracias totales!

  1. no un blog copiar-y-pegar, digamos []
Los contenidos de este blog están publicados bajo una licencia Creative Commons Atribución-Compartir-Igual. (c) 2005-2021 El Diablo en los Detalles | Usando WordPress y una versión modificada de Barecity.